SUBIR
  VOLVER A
BIBLIOTECA

Camelia Sinensis para el control de peso y mucho más

Camelia Sinensis para el control de peso y mucho más

 

Llega el buen tiempo, nos aligeramos de ropa… y todo son prisas para recuperar la línea perdida. Entonces buscamos el milagro y… ¿quién no ha oído hablar de las propiedades de los extractos de té verde (Camellia sinensis) para el control de peso? Pero ante estas dos consideraciones nos planteamos dos preguntas: ¿Somos conscientes de lo que significa tener sobrepeso u obesidad? y ¿conocemos de verdad las propiedades de la Camellia sinensis y sus extractos?


Sobrepeso/Obesidad

Ciertamente, y aunque solo nos acordemos del peso cuando tenemos que lucir palmito, mantener un peso adecuado es algo muy necesario para la conservación de un buen estado de salud y no se puede banalizar en una mera cuestión estética.

La obesidad, ya desde la fase de sobrepeso constituye uno de los principales factores de riesgo de desarrollo de enfermedades metabólicas (como la diabetes tipo II) y cardiovascular, además de empeorar procesos vasculares de las extremidades inferiores o los procesos degenerativos de las articulaciones (como la artrosis). Si añadimos al sobrepeso, la hipertensión, la diabetes o los niveles altos de colesterol o triglicéridos, estamos hablando de síndrome metabólico con sus graves repercusiones a nivel de probabilidad de sufrir un evento cardiovascular fatal. Se debe considerar también, que en personas que podríamos considerar con peso normal un acumulo de grasa en la cintura (contorno de cintura igual o superior a 82 cm en las mujeres y 95 cm en los hombres) aumenta sensiblemente el riesgo de enfermedad cardiovascular. Un contorno de cintura aumentado puede llegar a multiplicar por 4 el riesgo de sufrir un infarto.

Si bien es cierto que en ciertos casos en el desarrollo de obesidad pueden influir factores genéticos, la causa principal son los malos hábitos alimentarios unidos al sedentarismo de la vida actual en que la mayor parte de las personas pasan largas jornadas laborales sentados, se coge un transporte motorizado para ir a todas partes y se realiza poco ejercicio.

Evidentemente en la prevención del sobrepeso y la obesidad, los dos puntales principales son la alimentación y la práctica de ejercicio. Milagros no existen. Y es necesario seguir una buena alimentación como la que constituye la dieta mediterránea (que se basa principalmente en el consumo de verduras, hortalizas, legumbres, fruta, pescado, carnes magras, granos, lácteos y huevos, con aceite de oliva como fuente de grasa y un consumo moderado de vino) que deje a un lado los alimentos con grasas saturadas y azucares de absorción rápida que solo proveen de calorías inútiles. También es necesaria la práctica habitual de ejercicio y el ejercicio aeróbico es uno de los más indicados.

El ejercicio aeróbico utiliza la grasa como combustible o fuente de energía, por lo que es excelente para reducir la grasa y reporta además otros beneficios ya que ayuda a bajar los niveles de colesterol y de azúcar en la sangre, mejora la capacidad pulmonar y de obtención de oxígeno, reafirma los tejidos y mejora la salud cardiovascular. El ejercicio aeróbico más sencillo es caminar respirando acompasadamente y este es un ejercicio al alcance de casi todos, por lo que no valen disculpas.

Asimismo, en las estrategias para evitar el sobrepeso y la obesidad (principalmente el acumulo de grasa abdominal que es importante factor de riesgo de síndrome metabólico) y para perder peso, algunos extractos vegetales pueden ser una buena ayuda. Y ahí es donde entra el té verde.


Actividad funcional del té y sus extractos

Originaria de China, la planta del té (Camellia sinensis) se cultiva en más de 30 países y constituye la bebida más consumida en el mundo después del agua. El té verde contiene unas sustancias, de la familia de los polifenoles, llamadas catequinas de entre las cuales la más abundante es la epigalocatequina galato (EGCG) de cuyas propiedades vamos a hablar.

Al té verde y a sus extractos se atribuyen diversas actividades, entre otras: antioxidante, quimiopreventiva, beneficiosa sobre el perfil lipídico (disminuyendo el riesgo de ateroesclerosis) y termogénica (en el marco de dietas de control de peso). Las dos últimas pueden favorecer la disminución de factores de riesgo de síndrome metabólico.

Camellia sinensis en el control de peso y de los lípidos sanguíneos​​​​​​​

Diversos estudios realizados tanto en animales como en humanos apoyan su uso como coadyuvante en los tratamientos de sobrepeso y obesidad.​​​​​​​

En un principio se atribuyó la acción del té verde sobre el control de peso a la acción termogénica[1] de la cafeína (teína), sin embargo, estudios in vitro e in vivo, demostraron que los compuestos fenólicos, especialmente la EGCG, eran capaces de actuar sobre los procesos de lipolisis y termogénesis favoreciendo, de forma significativa con respecto a placebo, la pérdida de peso, eso sí, cuando se establecen hábitos alimentarios correctos y un mínimo de ejercicio regular.

​​​​​​​​​​​​​​Estudios realizados en humanos con un extracto de té verde[2] fitosomado (es decir combinado con fosfolípidos para mejorar su absorción), descafeinado y doblemente estandarizado (para asegurar el contenido eficaz de catequinas), han demostrado (frente a placebo) una pérdida de peso y una disminución del índice de masa corporal (IMC) significativamente mayor en los grupos que tomaron el extracto de té que en los que no lo tomaron. Además también se obtuvieron mejoras en el perfil de lípidos en sangre y la presión arterial.

La conclusión de los autores de los estudios a la vista de los resultados fue que los extractos de té verde descafeinado, liposomado y doblemente estandarizado, pueden ser beneficiosos, junto al establecimiento de hábitos saludables, para favorecer la pérdida de peso (1, 2)

Actividad antioxidante de las catequinas de Camellia sinensis

​​​​​​​​​​​​​​En la actualidad, está suficientemente probada la actividad antioxidante y captadora de radicales libres de las catequinas del té verde, que se ha comprobado mediante estudios in vitro, in vivo y en humanos (3,4). También se ha estudiado la capacidad quimiopreventiva frente a diferentes tipos de cáncer y sus posibles mecanismos de acción, aunque por el momento solo se ha corroborado que el consumo habitual de infusiones de té disminuye levemente el riesgo de cáncer colorrectal (3, 5), pero los estudios continúan. Su actividad antioxidante se ha demostrado también en los estudios en los que se ha visto la mejora de perfil lipídico ya que se ha comprobado que reduce la oxidación del colesterol LDL, lo que disminuye el riesgo de formación de placas de ateroma y por tanto de riesgo de desarrollo de ateroesclerosis.

Conclusión: Prevenir la obesidad y promover la pérdida de peso en pacientes con sobrepeso y obesos no es una cuestión estética sino una cuestión de salud. Para alcanzar un peso saludable es imprescindible instaurar una dieta adecuada y un estilo de vida saludable que incluya el ejercicio en la actividad diaria. Ingredientes naturales como extracto de té verde rico en EGCG puede ser un buen coadyuvante para reforzar el efecto de la dieta y el ejercicio.

[1] Termogénica es la sustancia que estimula la conversión de grasa en enegía

[2] GREENSELECT® PHYTOSOME

 

  1. Di Pierro F, Menghi AB, Barreca A, Lucarelli M, Calandrelli A. Greenselect Phytosome as an adjunct to a low-calorie diet for treatment of obesity: a clinical trial. Altern Med Rev. 2009 Jun;14(2):154-60.
  2. Belcaro, G., Ledda, A., Hu, S., Cesarone, M., Feragalli, B. and Dugall, M. (2013). Greenselect Phytosome for Borderline Metabolic Syndrome. Evidence-Based Complementary and Alternative Medicine, 2013, pp.1-7
  3. Navarro MC, Ortega T (Eds.). Plantas medicinales para el sobrepeso. Madrid: INFITO - Editorial Complutense; 2009. Disponible en: http://www.fitoterapia.net/biblioteca/pdf/libro_sobrepeso.pdf
  4. Panza VS1, Wazlawik E, Ricardo Schütz G, Comin L, Hecht KC, da Silva EL. Consumption of green tea favorably affects oxidative stress markers in weight-trained men. Nutrition. 2008 May;24(5):433-42. doi: 10.1016/j.nut.2008.01.009
  5. Sun CL, Yuan JM, Koh WP, Yu MC. Green tea, black tea and colorectal cancer risk: a meta-analysis of epidemiologic studies. Carcinogenesis. 2006 Jul;27(7):1301-9.

Prof.ª Mª José Alonso Osorio​​​​​​​​​​​​​​

  • Licenciada en Farmacia por la Universidad de Barcelona.
  • Diplomada en Fitoterapia por la Universidad de Montpellier.
  • Especialista en Farmacia Galénica e Industrial.
  • Director Técnico y responsable de desarrollo de productos en Industria Farmacéutica (1972 a 1985).
  • Farmacéutica comunitaria (desde 1985 hasta 2004 como titular y copropietaria, desde 2010 como substituta a tiempo parcial).
  • Profesora y tutora en Máster y Postgrado de Fitoterápia UB - IL3 (Universidad de Barcelona)
  • Profesora colaboradora en Máster de Nutrición y Salud, UOC (Universitat Oberta de Catalunya)
  • Vocal de la Junta de Gobierno de la Sociedad Española de Fitoterapia.
  • Miembro del Comité Científico de INFITO (Centro de Investigación sobre Fitoterapia).
  • Socia de la AEEM (Asociación Española para el Estudio de la Menopausia)
  • Académica correspondiente de la Real Academia de Farmacia de Cataluña.

Otros artículos que pueden interesarte